¿Cuántas veces aparece tu bodega en Internet cuando tus clientes buscan información sobre vino en Google? Y no me refiero a que busquen el nombre de tu bodega sino contenidos de su interés sobre el mundo del vino. Por ejemplo, un importador mexicano que busca vinos españoles para su cartera de distribución podría buscar cosas como: “bodegas españolas que importan vino en México”, “los mejores vinos de España”, “requisitos para importar vino desde España”, “vinos recomendados Ribera del Duero”…

Si tu bodega de vino no aparece entre los primeros resultados de Google, no existes. Y además, estás dejando el terreno libre a tu competencia, bodegas que sólo por salir en Internet, están atrayendo a los importadores y distribuidores de vino mientras tú te quedas esperando a ver si visitan tu stand en la próxima feria.

Así que, deja lo de “estar a por uvas” para la vendimia 😉 y ponte las pilas en Internet. En este post voy a enseñarte qué estrategia seguir para mejorar el posicionamiento de tu bodega en tan sólo 3 meses.

Se trata de una estrategia probada y puedo asegurarte que si sigues correctamente todos los pasos, pronto podrás ver como tu bodega sale por delante de tu competencia en Google.

¿No estás deseando ver de qué se trata?

 

Estrategia para posicionar tu bodega en Internet

 

Seguramente has oído mucho sobre posicionamiento SEO o posicionamiento natural en Internet e incluso llevas tiempo intentando mejorar el posicionamiento de tu bodega sin demasiados resultados.

En el posicionamiento SEO influyen muchas variables que hace falta controlar y es fácil sentirse abrumado y no saber por dónde cogerlo. Para ayudarte he creado una estrategia basada en 6 pasos:

  1. Crea una web optimizada para SEO
  2. Crea un blog para generar contenidos de valor para tus clientes
  3. Crea perfiles sociales de la bodega en las redes sociales
  4. Consigue que los blogs y revistas de referencia hablen de tu bodega
  5. Participa en blogs y foros de temáticas relacionadas con el mundo del vino
  6. Vende tus vinos online

Siguiendo estos 6 pasos en este orden vas a ir actuando sobre las principales variables que afectan al SEO o posicionamiento natural en Internet y vas a colocar a tu bodega en los primeros resultados de los buscadores.

Veamos cada unos de estos pasos en detalle.

 

1) Crea una web optimizada para seo

 

Una web optimizada para SEO es básicamente una web con contenidos de valor para tus clientes y trabajada para que Google pueda leerla bien. ¿Qué es exactamente lo que debes mejorar o cambiar en la web de tu bodega para optimazarla para SEO?

  • Servicio de hosting
  • Velocidad de carga de tu web
  • Meta Etiquetas o Meta Tags
  • Diseño Responsive o adaptado a distintos tipos de dispositivos:
  • Usa palabras clave en tus contenidos
  • Utiliza el protocolo de seguridad HTTPS

 

Apuesta por un buen hosting

 

La web de tu bodega debe estar alojada en una empresa de hosting que te proporcione las mejores prestaciones posibles para el posicionamiento en Internet, así como asesoramiento para ayudarte a elegir la mejor opción de alojamiento para ti. Yo he probado 1and1, Dinahosting y WebEmpresa. El primero me ha dado muchos problemas, caídas de servidor, ralentización en la velocidad de carga, mal asesoramiento… y todo esto ha perjudicado el posicionamiento de la página alojada con ellos.

Por el contrario, tanto Dinahosting como WebEmpresa ofrecen un servicio de hosting de más calidad, mejor atención al cliente y mayores prestaciones especialmente pensadas para favorecer el posicionamiento de tu web.

Velocidad de carga de la web

 

La velocidad con que cargan las distintas páginas de tu web afecta mucho a que los visitantes continúen en ella o se vayan, y Google lo tiene muy en cuenta para el posicionamiento de tu web.

¿Sabías que el 57% de los usuarios abandona una web si tarda más de 3 segundos en cargar? Lo ideal es que el tiempo de carga de tu web no supere los 2 segundos. Puedes comprobarlo con la herramienta Google Page Speed.

Para reducir la velocidad de carga de tu web comprime todas las imágenes que incluyas en la web de tu bodega y optimiza su tamaño para que no ralentice la carga de la página. Y si también quieres incluir vídeos, sírvelos a través de Youtube o Vimeo.

Como ya te he comentado, el servicio de hosting también influye en la velocidad de carga de tu web. Y finalmente, si tu página sigue tardando mucho en cargar, mejora la estructura y diseño de tu web.

Meta-Etiquetas o Meta-Tags

 

 

Las meta-etiquetas son las partes de tu web que va a leer Google para saber qué información incluye cada página de tu web. Así Google podrá mostrar tus páginas cuando la información que está buscando el usuario coincida con la que proporcionas en tus páginas.

¿Y cómo reconoce Google la información que busca el usuario y la información de tu página? Se ayuda de las palabras clave, es decir, la frase o palabras que introduce el usuario en el cuadro de búsqueda.

Te recomiendo leer este post sobre cómo saber qué palabras clave usan tus clientes en Google.

Bien, ¿y qué meta-etiquetas tiene la web de tu bodega? Puedes ver las meta-etiquetas de tu web o de cualquier web colocándote sobre la página que deseas revisar y pinchando en el botón derecho del ratón. Selecciona “Ver código fuente de la página”. Se abrirá una página con el código html de tu página y en ella deberás buscar:

  • La etiqueta título, algo así: <title>5 principios para mejorar la usabilidad de tu web</title>
  • La etiqueta descripción, algo así: <meta name=”description” content=”Te contamos cómo mejorar la usabilidad de tu web para que ésta pueda ser utilizada más fácilmente por tus usuarios”

Todas las páginas de tu web que desees que se muestren en Internet deben incluir un buen título y una buena descripción, es decir, un título y descripción atractivo para tu cliente y que incluya palabras clave.

También debes incluir un título y una descripción en todas las imágenes de tu web. Y además, el nombre que des a cada página, es decir, la URL, debe incluir también palabras clave relacionadas con el contenido de esa página.

¿Y cómo introduces o modificas las metatags y URL de la página de tu bodega? Deberías poder hacerlo y controlarlo tú mismo desde el gestor de contenidos de la web. Dejar este asunto a manos de tu proveedor de diseño web es un error a no ser que contrates un servicio específico de posicionamiento seo con profesionales expertos en la materia.

Únete al Club de Marketing del Vino

Además, te llevarás gratis la guía "Cómo vender vino en un mundo digital"

Diseño Responsive, diseño adaptado a los distintos tipos de dispositivos

 

El tráfico proveniente de dispositivos móviles, es decir, Smartphone o Tablet, alcanza ya el 50% en muchos sectores y no para de crecer. Así que, si o si, la web tu bodega tiene que tener un diseño responsive, es decir, debe poderse ver bien desde cualquier dispositivo, ordenador de mesa, tablet y móvil, sea cual sea su marca y su tamaño.

Esto es muy importante para ofrecer una buena experiencia al visitante de tu web, a tus clientes. Pero además es fundamental para que Google favorezca el posicionamiento de tu web puesto que desde hace ya un tiempo, ser responsive es una característica muy valorada en la fórmula que utiliza el motor de búsqueda de Google.

Usa palabras clave en tus contenidos

 

Tal y cómo te he comentado antes, Google escanea todos los textos e imágenes que incluye la web de tu bodega usando palabras clave.

Así que, al redactar los textos de las páginas corporativas no escribas cómo si fuera el típico folleto o catálogo sobre tus vinos. Debes usar un lenguaje cercano, de tú a tú, y contar cosas que realmente le interesan a tus clientes, evitando el autobombo, porque que tú mismo digas que tus vinos son buenos sólo aporta rechazo. En Internet deben ser otros los que opinen sobre tus vinos y los recomienden, como veremos luego.

Finalmente, al redactar tus textos usa palabras clave, recuerda, las palabras que usan tus clientes al buscar información sobre vino.

 

Utiliza el protocolo de seguridad HTTPS

 

A principios de 2017, Google empezó a premiar y dar prioridad en el posicionamiento orgánico a las webs que utilizaran el protocolo de seguridad HTTPS, es decir, webs que han instalado el certificado de seguridad SSL para aplicar una capa de seguridad adicional que permite codificar y proteger datos sensibles de los visitantes.

Esto no afecta solo a tiendas online o sites que soliciten datos confidenciales a sus usuarios. Google quiere que cualquier web publicada en Internet utilice una capa de seguridad mediante protocolo HTTPS.

Pero la apuesta de Google por la seguridad en Internet no ha parado ahí. Desde el 1 de octubre de 2017 Google ha empezando a penalizar a las webs que funcionan bajo HTTP en lugar de HTTPS y a través de su navegador Chrome, muestra un aviso en la barra de dirección de todas las webs indicando que es segura cuando empieza por https y que no lo es en el caso de que empiece por http.

Para instalar el certificado de seguridad SSL y pasar la web de tu bodega a HTTPS habla con tu proveedor de hosting. Ellos deberían encargarse de ello o facilitarte una herramienta a través de la que hacer el cambio de forma fácil.

 

2) Crea un blog con contenidos de valor para tus clientes

 

El blog te da la oportunidad de generar contenido frecuente, algo que a Google le encanta. Al redactar tus artículos o posts usa las palabras clave con las que te interesa aparecer posiciones en Google.

Tu blog puede incluirse dentro de la web corporativa, colgando del mismo dominio, o ser independiente. Si creas el blog en un dominio distinto al de la web corporativa puedes apuntar a la web desde el blog para ayudar a su posicionamiento.

Debes establecer un calendario editorial, publicar un post semanal es lo más recomendable. Integra los botones de las redes sociales para favorecer la difusión de tus contenidos y atraer seguidores a tus perfiles sociales.

3) Crea los perfiles sociales de tu marca

 

Piensa en qué redes sociales te conviene estar, Facebook, Twitter, Linkedin, Youtube, Pinterest, Instagram, FourSquare…  No tienes que estar en todas ya que no se trata de dar de alta el perfil sino de crear una comunidad social y de escucharla y hablar con ella a diario, para lo cual necesitas dedicar tiempo.

Siempre que exista la opción, crea perfiles de empresa. Así lo exigen las normas de Facebook o Linkedin, por ejemplo, ya que una marca comercial tiene restricciones y funcionalidades distintas para llegar a los usuarios de la red social y si te saltas las normas, además de dar una imagen poco seria y profesional, pueden penalizarte dando de baja tu cuenta y haciéndote perder todo el trabajo dedicado.

Una vez creados los perfiles debes definir una línea de comunicación y una temática, siempre relacionada con tu bodega y tu marca. Al principio deberás dedicar la mayor parte del tiempo a captar seguidores, clientes potenciales de tu marca. A medida que vayas teniendo un grupo de gente a la que dirigirte podrás comenzar a publicar información y contenido interesante para ellos, siempre dentro de la línea de comunicación previamente definida.

Por supuesto, puedes y debes compartir los posts del blog y los contenidos de la web corporativa incluyendo sus URLs, lo que favorecerá su posicionamiento en los buscadores de Internet.

No pretendas vender tus vinos directamente en las redes sociales, no obtendrás buenos resultados y tu mensaje será interpretado como spam. La gente usa las redes sociales para interactuar, aprender sobre temas que les interesan, entretenerse, pero raramente las usan para comprar. Así que, en lugar de ofrecer tus vinos, aprovecha las redes sociales para hacerles un regalo a cambio de que, por ejemplo, se hagan suscriptores de tu bodega. Para ello deberás incluir opciones de suscripción en tu web.

Y por último, aunque fundamental en las redes sociales, debes escuchar a tus seguidores, dar respuesta a cualquier comentario y agradecer las menciones a tu marca.

 

4) Consigue que los blogs de referencia hablen de tu bodega 

 

La manera más efectiva, aunque exige de mucho tiempo y perseverancia es convertir en noticia tu bodega, tus vinos y tus servicios de enoturismo, escribir notas de prensa y enviárselas a tu red de periodistas. Si aún no tienes creada una red de periodistas puedes utilizar tu perfil profesional de Linkedin para invitarlos e iniciar el contacto con ellos.

Tus notas de prensa deben aportar valor a los periodistas y pasar el filtro de los responsables editoriales para que las publiquen.

Normalmente enviarás la nota de prensa por email. Presta mucha importancia a tres elementos, el asunto del email, el título de la nota de prensa y la imagen que necesitará el periodista para dar color al artículo.

Facilita la vida al periodista, envíale todo lo que necesita para publicar tu nota de prensa. Aunque indícale también un teléfono y persona de contacto por si quiere aclarar algún punto o solicitarte más información.

Un periodista necesita un título llamativo para sus lectores y si le ahorras tenerlo que pensar le estarás quitando bastante trabajo. Envíale la nota de prensa en formato Word, para que pueda editarla fácilmente.

La nota de prensa debe incluir información interesante para sus lectores. Procura mencionar la marca de tu bodega lo menos posible, mejor incluso si no la mencionas aunque el lector debe poder llegar a tu marca si le interesa lo que está leyendo. Eso sí, incluye un enlace a tu blog o web corporativa como fuente de la información. Y muy importante, utiliza las palabras clave con las que te interesa posicionarte en Internet. Los periodistas suelen publicar las notas de prensa sin apenas modificarlas.

Por último, el periodista necesita una imagen para publicar el artículo. Envíale una imagen con mucha calidad. Los medios de comunicación están acostumbrados a editar imágenes para adaptarlas a los distintos formatos y tamaños que necesitan. Lo importante es que tenga calidad suficiente para que no salga borrosa.

Si consigues que los medios de comunicación publiquen tus notas de prensa, el posicionamiento de tu bodega en Internet subirá como la espuma.

 

5) Participa en foros y blogs de temáticas relevantes para tu marca

 

Selecciona foros y blogs de interés para tus clientes potenciales y participa activamente en ellos aportando comentarios y contenidos de valor.

Hazlo de forma respetuosa. Nunca hagas spam metiendo enlaces a tu web o hablando de tus vinos sin venir a cuento ni incluyas opiniones o comentarios falsos a través de usuarios ficticios o perfiles personales.

Los foros y blogs tienen administradores que pueden bloquear tus comentarios si no respetas sus normas y si ven que lo único que te interesa es hacer publicidad gratuita de tu bodega pueden eliminar tu usuario o incluso hablar mal de tu marca.

Un paso más sería lograr que sean los propios bloguers y colaboradores de foros los que mencionen y recomienden tus vinos.

 

6) Vende tus vinos en tiendas online

 

Si un cliente potencial llega hasta tu bodega porque la encuentra en Internet y se interesa por tus vinos, debes darle la opción de poder comprar tus vinos o solicitar su distribución online.

Es posible que ya estés vendiendo tus vinos online a través de tiendas online como Todovino, Lavinia, Vinoseleccion… o incluso a través de tu propia tienda online o club de vino.

Sea tienda online propia o externa, cuida mucho la ficha de cada producto incluyendo palabras clave en los textos descriptivos y en el título y descripción de las imágenes para favorecer el posicionamiento.

Si diseñas tu propia tienda online recuerda que al igual que la web y el blog, debe estar optimizada para SEO y tener un diseño responsive, apto para cualquier dispositivo. Incluye botones social media y fomenta que los compradores recomienden el producto compartiendo tu URL en las redes sociales.

 

Convierte posicionamiento en ventas

 

¿Para qué quieres posicionar tu bodega por delante de tus competidores en Internet? Para vender más, ¿no es cierto?

Pues después de trabajar duro para posicionar tu bodega en Internet siguiendo todos los pasos de la estrategia que te propongo, debes ser capaz de aprovechar tu posicionamiento y transformar el tráfico que entra a tu web desde Google en ventas. ¿Cómo? Lee este post sobre cómo diseñar tu web para convertir visitantes en clientes.

Sólo una cosa más, el posicionamiento natural en buscadores requiere tiempo y constancia, así que tu estrategia debe ser firme y continuada para conseguir resultados y mantenerlos o mejorarlos a largo plazo. Define indicadores que te sirvan para medir cómo evoluciona la estrategia y saber si estás en la buena dirección para alcanzar los objetivos que te marcaste.

¿Hay otras cosas que te estén funcionando bien para mejorar el posicionamiento de tu bodega? Compártelas en los comentarios.

Muchas gracias por leer mis posts y participar en el blog.

Un abrazo.

Únete al Club de Marketing de Bodegas que ya están aumentando sus ventas

Te enseñaré cómo diferenciar tus vinos y aumentar tus ingresos con estrategias de marketing que funcionan en el sector del vino. Y además, te regalo mi guía 'Cómo vender vino en un mundo digital'

Acerca del autor de este post, Eva Bernabé

Soy Eva Bernabé, consultora de Marketing para el sector del Vino. Trabajo con empresas vitivinícolas que quieren diferenciarse y crear una marca reconocida en el mercado para atraer clientes y aumentar sus ventas.